¡Naturalmente!

3 recetas vegetarianas con verduras de invierno

Este post también está disponible en: CAT (CAT)

El otoño y el invierno nos ofrecen la posibilidad de disfrutar de verduras de temporada muy sabrosas y nutritivas. El brócoli, la coliflor y todos los tipos de coles que te puedas imaginar, las calabazas, alcachofas, puerros, cebollas y un sinfín de opciones más. Para que puedas sacarle todo el partido a las verduras de invierno, te proponemos 3 recetas vegetarianas que te encantarán.

Verduras de invierno para recetas vegetarianas y veganas

Las verduras de invierno son perfectas para hacer platos de cuchara; esos platos que nos recuerdan a las abuelas y que daban energía para cualquier reto. Usar verduras y legumbres para preparar recetas vegetarianas, además, te asegura un plato muy nutritivo y beneficioso para la salud. 

CTA texto - Ebook Alimentación - Del huerto a la mesa

Unas lentejas a la jardinera, garbanzos con espinacas o unas judías blancas con repollo rizado (una versión vegana del caldo gallego) son algunas de las opciones. Sin embargo, en invierno no solo apetece comer platos calientes; puedes aprovechar las verduras para hacer pasteles o quiches que también puedes comer frías o incluso patés o salsas para dipear con las que sorprender a tus amigos en una cena. ¡Las opciones de recetas vegetarianas son muchísimas!

Las verduras son muy versátiles y en este artículo nos hemos propuesto demostrártelo.

Ingredientes de temporada: la mejor opción

Antes de meternos de lleno en la cocina para preparar unas deliciosas recetas vegetarianas, conviene recordar que la mejor opción siempre es consumir productos frescos de temporada. Es la garantía de una alimentación saludable y sostenible, por varios motivos:

  • Las verduras y frutas de temporada tienen mayor valor nutricional.
  • Su precio es más económico.
  • Las propiedades organolépticas son mejores.
  • Contribuyen a la protección del medio ambiente y constituyen una forma natural de alimentarse. 

Recetas vegetarianas para el invierno

Ahora sí, pongámonos el delantal porque vamos a preparar 3 recetas vegetarianas para disfrutar de las verduras de temporada este invierno. Son perfectas para incluirlas en un menú vegetariano. Para preparar estos platos hemos elegido tres verduras de invierno riquísimas —alcachofas, coliflor y boniatos— y tres preparaciones completamente diferentes. ¡Empezamos!

Coliflor al curry 

Ingredientes

  • 1 coliflor mediana
  • 1 pimiento rojo
  • 1/2 cebolla
  • 1 zanahoria
  • 200 ml de leche evaporada (para hacer la receta vegana puedes sustituirla por una nata vegetal para cocinar)
  • 1 cucharada de curry en polvo
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • pimienta

Preparación

  1. Lava muy bien las verduras y escúrrelas.
  2. Separa los arbolitos de la coliflor y cocínalos al vapor hasta que estén al dente. Reserva.
  3. Pica finamente en juliana la cebolla, el pimiento y la zanahoria.
  4. En una sartén, añade una cucharada de aceite de oliva y ponla al fuego. Cuando esté caliente añade las verduras y deja que se vayan pochando lentamente.
  5. Cuando estén listas, añade el curry y remueve bien. Después, añade la leche evaporada (o el sustituto vegano) y deja que reduzca un poco. Salpimenta el curry y cocínalo hasta que tenga una textura cremosa.
  6. Emplata la coliflor y salséala con el curry. Si quieres que quede una salsa más fina, tritúrala. De las dos formas el resultado es delicioso.

Este curry puede servirte para preparar varias recetas vegetarianas. Queda muy rico también con brócoli, con coles de Bruselas, con calabaza asada en dados, para rellenar unas berenjenas… ¡imaginación al poder!

Paté de alcachofas y garbanzos

Ingredientes

  • 200 g de garbanzos cocidos
  • 8 alcachofas
  • 1 diente de ajo
  • Dos cucharadas de aceite de oliva
  • Una cucharada de zumo de limón
  • Unas hojas de albahaca fresca
  • Sal
  • Pimienta

Preparación

  1. Lava y limpia las alcachofas hasta obtener los corazones tiernos. Cuécelos en agua hasta que estén tiernos y escurre bien.
  2. Si utilizas para la receta una conserva de garbanzos, escúrrelos también.
  3. Una vez hayas quitado el exceso de líquido añade todos los ingredientes en la batidora y tritúralos hasta obtener un paté fino.
  4. Sírvelo con unas tostadas de pan y ¡disfruta!

Las recetas vegetarianas de patés son perfectas para una fiesta o reunión de amigos, pero puedes utilizarlos de otras formas. Este paté de alcachofa, por ejemplo, puedes utilizarlo como entrante con unas tostadas o chips, pero también para untar las rebanadas de pan de un sándwich vegetal o darle un toque diferente a un puré de patatas. Lo más interesante es que puedes conservar el paté una vez hecho en botes de cristal.

Pastel de boniato y pisto

Ingredientes

  • 2 boniatos grandes
  • 1 berenjena
  • 1 pimiento verde
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 calabacín
  • 1 bote de salsa de tomate casera
  • 1 diente de ajo
  • Aceite
  • Sal
  • Pimienta
  • 2 huevos (opcional)

Preparación

  1. Pela y corta en rodajas los boniatos y ásalos en el horno. Cuando esté templado, con la ayuda de un tenedor aplástalo hasta lograr un puré. Salpiméntalo al gusto.
  2. Lava y corta las verduras. La cebolla y los pimientos en juliana, el calabacín y la berenjena en dados (las verduras del pisto puedes adaptarlas según la disponibilidad) y el ajo muy picadito.
  3. En una sartén pon un poco de aceite de oliva y pon el ajo a pochar. Añade a continuación la cebolla y los pimientos.
  4. Cuando estén blanditos añade la berenjena y por último el calabacín.
  5. Cuando las verduras estén pochadas, añade la salsa de tomate casera y deja que se cocine el pisto a fuego suave durante 15 minutos.
  6. En una fuente para horno aceitada (para que no se pegue el pastel) coloca la mitad del puré de boniato y extiéndelo formando una primera capa. Coloca después una capa de pisto y cúbrelo con la otra mitad del puré de boniato. Un truco: para manipular mejor las capas es conveniente que tanto el puré como el pisto estén templados tirando a fríos.
  7. Si no quieres añadir los huevos, puedes hornear el pastel unos 20 minutos a 180 grados centígrados.
  8. Si prefieres incluir los huevos, con la ayuda de una cuchara hunde la superficie del pastel para crear una pequeña depresión donde colocar cada huevo. Llévalo al horno y sácalo cuando los huevos estén a tu gusto. ¡Disfruta!

¿Qué te han parecido estas recetas vegetarianas con verduras de temporada? Anímate a probarlas y comparte tus recetas favoritas de verduras de invierno. 

CER - CTA imagen - Ebook Alimentación_Del huerto a la mesa - amarillo

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.