¡Naturalmente!

Deporte para niños: indispensable para su desarrollo físico y mental

Valorar este post

El excesivo sedentarismo entre los más pequeños, e incluso la obesidad infantil, se ha convertido poco a poco en un problema bastante generalizado. Los nuevos hábitos de vida, trabajo, estudios y ocio priorizan las actividades sedentarias, aquellas que se realizan frente al ordenador o la consola de vídeo juegos. La mejor forma de evitar esta situación es potenciando lo más posible el deporte para niños.

 

Deporte para niños: los beneficios que no te esperabas

La actividad física es fundamental para todos, pero mucho más para los más pequeños, que al estar en pleno crecimiento necesitan una estimulación muscular y esquelética adecuada para poder desarrollarse correctamente.

Pero el deporte para niños tiene tiene otro ámbito de ventajas puede que menos conocido pero igualmente importante: su capacidad para estimular la mente, subir la autoestima, potenciar la autosuperación y aportar valores humanos muy positivos como la solidaridad, el compañerismo o el espíritu de sacrificio…

 

Deportes para niños en la naturaleza

Cuando el deporte se combina con su práctica en entornos naturales sus beneficios se multiplican. Practicar actividades lúdicas en plena naturaleza es la mejor forma de desintoxicar el organismo de la contaminación propia de la grandes ciudades. Es un bálsamo para los pulmones y otros órganos vitales.

 

CTA texto - Ebook actividades - 13 rutas para ir con niños

 

Disciplinas sencillas como el senderismo y otras más atrevidas como la espeleología o la escalada son perfectas para practicar en familia y conectar con la naturaleza, conocerla a fondo y aprender a quererla y respetarla.

 

La parte instructiva de los deportes en la naturaleza

Mientras se practica deportes en la naturaleza se pueden aprender, de forma diferente, divertida y práctica  materias tan diversas como. geografía, biología, botánica, ciencias naturales. Por este motivo, las salidas escolares al campo y la montaña en las que se combinan deporte con observación directa de la naturaleza son esenciales para una educación completa de los más pequeños.

Además, se les acostumbra a adquirir hábitos y valores muy saludables: hacer ejercicio, respetar el medio ambiente, cooperación en equipo, etc.

 

Recomendaciones para introducir a los niños en las actividades en la naturaleza

Lo más importante es que las actividades deportivas que pongamos en práctica estén adaptadas a la edad de cada niño, condición física, habilidades y también gustos personales y motivaciones.

También es muy importante tener en cuenta factores como la climatología, las características del terreno sobre el que se practiquen las actividades y ser precavido: llevar un botiquín, algo de comida y agua, ropa de abrigo o de recambio, etc.

El deporte más básico, especialmente indicado paras los niños de corta edad  es el senderismo, seleccionando siempre rutas sencillas. Posteriormente, a medida que van creciendo podemos incorporar la bicicleta como instrumento de paseo y deportivo.

Para que se motiven y diviertan hay un recurso que nunca falla: hacer las actividades con ellos, jugar juntos e involucrarnos al máximo. También es importante que el deporte lo practiquen junto a otros niños de su edad: familiares o amigos.

Cuando ya les haya picado el gusanillo de las actividades en la naturaleza no nos costará nada canalizar la energía, curiosidad y las habilidades innatas de los más pequeños con deportes cada vez más complejos y exigentes.

¡A la mayoría de niños les encantan los retos! Por eso les animamos a cumplir 50 retos relacionados con la naturaleza que deben cumplir antes de los 13 años.

 

CTA imagen - Ebook Activdidades - 13 rutas para ir con niños

 

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.