¡Naturalmente!

Pirineos en verano: diferentes pero igual de increíbles

Errónea e injustamente, son muchas las personas que piensan que, una vez desaparecida la nieve, los Pirineos se convierten en un paraje desierto y aburrido. Nada más lejos de la realidad.

Obviamente, los Pirineos en verano o primavera son muy distintos a los que nos vamos a encontrar en los fríos meses de invierno, pero eso no quiere decir que sean peores, sino simplemente diferentes.

Los parques naturales y los valles, como el valle de Nuria por ejemplo, transforman su imponente manto blanco por una no menos impresionante alfombra multicolor, con predominio del intenso verde y el marrón.

Para los amantes de la fauna, la primavera y el verano son posiblemente las estaciones ideales, ya que con el buen tiempo es más fácil atisbar más especies y en un actitud más activa y dinámica.

El paisaje de los Pirineos sigue siendo igual de imponente en verano como en invierno: ahí están los barrancos, los ríos bravos, las paredes verticales rodeando estrechos cañones y un largo etcétera. Mención aparte merecen sus increíbles lagos…

 

Llacs de Bulloses unos lagos muy especiales para disfrutar en verano

Toda el área de la Bollosa es un espacio natural protegido de gran belleza y con un encanto realmente especial porque se ha formado un paisaje lunar con multitud de pequeños lagos que nos vamos encontrando mientras ascendemos hasta el pico del Carlit.

El lago de Bulloses es el que se encuentra a mayor altitud de todo el Pirineo, concretamente a 2.000 metros y se puede acceder tanto por carretera como con telesilla.

llac de Bulloses

 

Actividades para todos los gustos en verano

El verano es ideal para disfrutar del senderismo o las rutas a caballo o en bicicleta, Pero si queremos algo con más movimiento, puedes descargar adrenalina de mil y una formas: rafting, descenso de barrancos, espeleología, parapente, subir en globo….

Por si esto fuera poco, muchas estaciones de esquí no detienen el funcionamiento de sus telesillas en verano, para así poder disfrutar de increíbles vistas, o bien organizan descensos en patinetes especiales para poder seguir disfrutando de un deporte parecido al esquí, incluso cuando la nieve brilla por su ausencia.

Aunque muchas de estas actividades están disponibles durante todo el año, no cabe duda que apetecen más hacerlas en verano, mientras los reconfortantes rayos de sol nos acarician el rostro y nos calientan, pero sin llegar a sufrir el sofocante calor de algunas ciudades o zonas de costa.

Si eres de los que les gusta hacer rutas a pie o en bicicleta, que mejor que los meses de verano para descubrir desde grandes ríos a preciosos riachuelos y un sinfín de caminos rodeados de una increíble vegetación e inmensas rocas.

Por último, citaremos una opción ideal para el verano, el camping. En Cerdanya EcoResort disponemos de diversas parcelas durante todo el año con espectaculares vistas al Parc Natural Cadí-Moixeró y a la plana de Cerdanya. Es un camping ideal para el verano porque, además de contar con todos los servicios, dispone de mucha sombra porque se ubica en una arboleda.

 

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.